De pronto ya no sé qué pasa en mi.
De pronto ya no se quién soy.
De pronto ya no reconozco nada
de lo que un día fui

Y cómo fue que ella llegó,
cómo fue que me atrapó,
cómo fue que me enredó en su mundo?
Cómo fue que me arrastró, me hechizó, de luz me llenó?

-Hoy me pregunto-

Cómo se coló en mis venas,
alivió todas mis penas
en cuestiones de segundos?
Cómo me cambió los días
y convirtió en palabras mi agonía?

-Hoy me pregunto-

Y me le hechó combustible al corazón
y mi espíritu le dió la vuelta al mundo.
Me llenó de placer
y por más que me intento responder...

-Hoy me pregunto-

Cómo fue? No sé decirte cómo fue.
No sé explicarte qué pasó
pero de ti me enamoré.
Y cómo fue? No sé decirte qué pasó
pero de ti me enamoré!
Porque desde el primer momento
yo sabía que eras para mi.

(EL B)

Amada dama, amalgama que da más cada ocasión.
Hada alada, llama que inflama y cala más en mi corazón.
Cálida y helada a la vez, salida a mi pasión, mi respiración.
Tu nombre de este hombre, resurrección.
Madrugada tras madrugada el milagro se hace,
el momento más bello en que un día muere y otro nace.
Tu presencia, esencia especial de mi inspiración.
Nada es comparable a tu desnudez en un renglón.
Destruyes dolor, destupes rencor, no esfumes tu perfume de amor.
Es humor de fe, defenderé tu honor.
Seré tu protector, tu mi espada; herida, mi cura.
Cada trago amargo, un paso en tu largo camino de dulzura.
Doncella pura, criatura, mi esfinge
donde todo converge, ser que siempre emerge virgen,
que no exige y se entrega,
que siempre llega nueva con ganas nuevas
a nuestra siempre nueva cita a ciegas,
que no me niega su alegría,
su melancolía, su tristeza, su pena,
su ira, sus fantasías, su alma llena,
su caja fuerte vacía.
Muchos luchan por su gloria día a día, pero es mia!
El ansia indescriptible, imprescindible, invisible.
Mas cada susurro tuyo aunque mínimo, me es legible.
Es increíble cómo en cada espacio de mi ser navegas.
Qué he de hacer si un día no llegas?
Si un día me dejas?
En la oscuridad repitiendo tu nombre mil veces,
amo la soledad porque es cuando tu magia aparece.
Al parecer, tras cada anochecer tu serás mi abrigo.
Cuándo podré irme contigo?

-Hoy me pregunto-

(Silvito)

Abuela nos presentó siendo un niño todavía.
Alegría la mia, el día que llegaste te sentía
yendo y penetrando como un asesino a sangre fria.
Adictiva, mas diría que dejarte no podría.
Guía tu mano sombría sobre mi alma vacía,
sigo tu rumbo, retumbo cuando haces que sonría.
Y aunque muchos ya han logrado convertirte en mercancía,
humillarte no es posible ni odiarte, preciosa mia.
Lía más tu aroma tierno al mundo con su secreto,
que los gobiernos y leyes se rijan por tus decretos,
que amarte no sea un reto para asesinos o ateos.
Creo y veo en tus entrañas un porvenir menos feo.
A juzgar por lo que creo y el deseo de poseerte,
suerte mia, ansía verte inerte sobre la muerte.
Gente que no logra hacerte suya.
Pude tenerte, puedo morderte, apretarte,
usarte, darte y olerte,
verte como lo intocable, mi desafío mayor.
El secreto, la cima, la meta de un mundo mejor.
Mi sangre y herida vida, respétala por favor.
Mis conceptos y dolores, la venganza y el amor.
Llévate mi error, mis momentos de terror,
mis recuerdos y valor.
Sigues siendo tú mi dama, mi flor,
mi redentor, mi reparador de sueños,
mi color, mi calor, mis lágrimas de dolor,
mi rencor, mi fuerza de luchar mientras prosigo,
mi libertad baja en todo lo que pienso y lo que digo,
mi testigo, mi noche, mi estrella, mi mejor amigo.
Cómo le hago si no estoy contigo?

-Hoy me pregunto-

(...)

Y yo no sé explicarte como fue,
yo solo sé que desde que te encontré,
me quedé para verte, quererte y tenerte.
Pero prefiero cuidarte y hacerte mia por siempre
como la nena de mis ojos.
Me recrea, colorea mis ideas y las cojo,
me quita el enojo y hace de mi una mejor persona.
Reanima mi autoestima cuando ésta no funciona,
es la patrona de mis frases, mi espada de la guerra
o mi bandera de hacer las pases.
La que muere pero renace,
la alegría de mi día
cuando es ella quien la compañía me hace.
Tan bella y tan deslumbrante,
míranos a nosotros dos vueltos locos por ser sus amantes.
Mi vida cambia en el instante cuando nos conocimos,
ambos nos volvimos transparentes.
Ella es quien guía mis pasos,
quien se entera de primera sobre mis aciertos y mis fracasos.
Fue quien me acogió en sus brazos,
quien me recogió cuando mi mundo se rompió en mil pedazos.
Por eso sé que me ama.
Junto a mi cuando mamá se fue
y cuando el viejo cayó en cama.
Y aunque muchos la reclaman,
no siento pena alguna saben.
Ella es mi primera dama!

(Aldo)

Iluminada, iluminas mi nada.
En láminas caminas.
Fina y vulgar, encaminás mi ánima a la cima.
Lastimas más y más mis más profundos dolores
y encima me das paz y vas detrás de mi sembrando flores.
Muchos te adoran, muchos te ignoran.
Algunos te ven, lloran, imploran pasar a tu lado las horas.
Doctora que nos cura la melancolía,
fria como una inyección de pasión y fantasía.
La mesía que de mi encía despegar ansía.
En sílaba, así que si la ve salúdala,
que un día podría ser quien levante tu corazoncito.
Porque ella lo puede todo, nada borrará su mito.
Ella es luz, el pus de la tristeza, la cruz,
el verso, el beso, el rezo, mi Alá, mi Jesús.
Si no entrara en su vidas,
cuánta oscuridad bloqueará
esa sonrisa limpia que hoy se dibuja en su cara?
Y hay valor en los ojos de quien lucha por amor
y a ti te entrega su corazón,
porque aunque muchos no lo crean,
mi reina, tu eres nuestra salvación.
Te necesito como una niña a su osito en su camita,
palparte con la mente es una sensación bendita.
En el cielo tú, en la tierra tú,
en el mar tú, en mi piel tú.
I LOVE YOU princesita y damicela encantadora.
Tú me has enamorado.
Lo más lejos que quiero estar de ti, es a tu lado.
Tu eres el aire que respiro, tu belleza admiro.
Naces cuando me inspiro y...

- Hoy me pregunto-

Y cómo fue que ella llegó,
cómo fue que me atrapó,
cómo fue que me enredó en su mundo?
Cómo fue que me arrastró, me hechizó, de luz me llenó?

-Hoy me pregunto-

Cómo se coló en mis venas,
alivió todas mis penas
en cuestiones de segundos?
Cómo me cambió los días
y convirtió en palabras mi agonía?

-Hoy me pregunto-

Y me le hechó combustible al corazón
y mi espíritu le dió la vuelta al mundo.
Me llenó de placer
y por más que me intento responder...

-Hoy me pregunto-

Cómo fue? No sé decirte cómo fue.
No sé explicarte qué pasó
pero de ti me enamoré.
Y cómo fue? No sé decirte qué pasó
pero de ti me enamoré!
Porque desde el primer momento
yo sabía que eras para mi.

Vídeo incorreto?